Lunes, 10 Junio 2024 00:59

DIOS NO QUIERE QUE SEAMOS ÁNGELES

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

Versículos de la Biblia

Hebreos 2:14 Así que, por cuanto los hijos son participantes de sangre y carne, de igual manera Él participó también de los mismo&

Hebreos 4:15 Porque no tenemos un Sumo Sacerdote que no pueda compadecerse de nuestras debilidades, sino uno que fue tentado en todo igual que nosotros, pero sin pecado.

Palabras del ministerio

Hay cristianos que piensan que deben comportarse como si fuesen ángeles; ellos tratan de vivir como seres celestiales. A los ojos de Dios, una vida así es anormal. Dios no quiere que Sus hijos imiten a los ángeles; lo que Él desea es que ellos sean muy humanos. Todos los miembros de la iglesia deben poseer una humanidad genuina. Por esta razón, Efesios, un libro cuyo tema es la iglesia, habla de las distintas relaciones humanas: la relación entre mujer y marido, entre hijos y padres, y entre esclavos y amos. Si queremos experimentar una vida de iglesia apropiada, debemos llevar una vida humana adecuada.

El Cristo que recibimos y ganamos no es un ángel ni ningún ser celestial, sino un Dios-hombre. Fue como un hombre en la carne, que Él se entregó a Sí mismo por nosotros. Además, como hombre Él puede involucrarse en nuestras circunstancias y satisfacer nuestras necesidades. Él asumió nuestra naturaleza humana a fin de ser como nosotros. Ahora Él vive en nosotros como nuestra vida y nuestra persona con el fin de manifestarse desde nuestro interior. Cuando una hermana toma a Cristo como su persona y se somete a su marido, su sumisión será gloriosa, estará llena de la realidad del Cristo que se expresa desde su interior. Del mismo modo, cuando un hermano toma a Cristo como su persona y ama a su mujer, Cristo será expresado en ese amor. Manifestar a Cristo de esta manera es posible gracias a que Él se entregó por nosotros en calidad de Dios-hombre.

Visto 75 veces