Lunes, 11 Mayo 2020 21:46 Escrito por
Valora este artículo
(1 Voto)

Por el COVID-19 en Pitalito el comportamiento ciudadano es bueno, pero...

El comportamiento de los laboyanos en la prevención del COVID-19 debe ser ejemplar, haciendo uso correcto de implementos de bioseguridad y cumplimiento de los protocolos establecidos por las autoridades.

Este comportamiento debe seguir firme, pero seguramente no todos podrán hacerlo.

La pandemia nos afecta a todos, pero creo que más a las personas de bajos recursos económicos, porque el desespero por mitigar el hambre, cubrir gastos de servicios públicos, como energía eléctrica, agua, gas o cualquier otro combustible que utilice, empieza a hacer mella y buscan salir, de alguna manera a conseguir lo básico para su sustento.

No creo que personas que vivían del día a día, o del rebusque en las calles de la ciudad, permanezcan resignadas, encerradas en su vivienda viendo llorar a sus niños que sin comprender la magnitud del problema, solo quieren un bocado de pan.

Y ni qué decir de los dueños de las viviendas, o piezas que les han dado en arrendamiento, que les exigen el valor de la mensualidad, son pena de echarlos a la calle.

Las ayudas del Estado son apenas paliativos que llegan a unas cuantas personas. Mercados de gobernación o de la alcaldía que no alcanzan para todos. Y entonces vemos trapos rojos izados en las ventanas de viviendas donde de verdad, la gente está aguantando hambre.

A pesar de todas estas dificultades, el contagio del coronavirus en Pitalito está controlado, no es alarmante y esperamos que más temprano que tarde, los residentes en Pitalito y en Huila podamos reiniciar nuestras labores en busca de obtener algún recurso para hacerle frente, no al COVID-19 sino a las deudas que nos dejará el encierro.

Visto 724 veces

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.