Lunes, 27 Abril 2020 11:33 Escrito por MIGUEL RODRIGUEZ HORTUA/miguel.rh12@hotmail.com
Valora este artículo
(0 votos)

El negocio de la muerte

Los últimos quince gobiernos Nacionales, todos de derecha y extrema derecha, han realizados miles de negociados con sectores de estirpe oligárquica a través de leyes, en manguala con un congreso que en su mayoría ha estado sobornado y arrodillado ante los gobiernos de turno, arropados por entes de control moldeados desde lo profundo de las entrañas de la corrupción estatal.

Justicia: La han venido acomodando en cada gobierno de turno, no para hacerla eficaz contra los malhechores, sino para favorecerles en cada uno de sus delitos, en especial cuando se trata de aquellos contra el patrimonio público, plato suculento de las élites oligárquicas de este país. La mejor carta de recomendación para desempañar un alto cargo estatal, es tener un enorme prontuario delictivo.

Educación: Para el gobierno colombiano es más importante invertir en guerra, que en educación y ciencia y tecnología. Los recursos asignados para guerra difícilmente se pueden fiscalizar por múltiples razones, mientras que en los recursos de educación y ciencia y tecnología, hay miles de ojos observando y cientos de voces denunciando. Entonces para el gobierno, el negocio de los muertos se vuelve más atractivo, que el de educar y adquirir conocimiento en escuelas, colegios y universidades.

Sector rural: Hoy en medio de la crisis humanitaria por la que atraviesa el país y el mundo, los campesinos que solo representan el 30% de la población colombiana, abastecen de comida al sector urbano, en medio del desprecio y abandono de los gobiernos de turno, en donde esos nuestros héroes en su mayoría de lo que producen, lo hacen a riesgo de pérdida.

La salud: El peor modelo de salud del mundo, es el nuestro. No es porque Uribe fue el ponente de la ley 100 en 1993. Es porque ni el congreso ni ningún gobierno posterior a la ley 100, han hecho el más mínimo esfuerzo por tumbar las EPS que descaradamente se roban la plata del régimen contributivo de quienes estamos obligados a entregarles mensualmente nuestro dinero a cambio de un servicio que no cumplen, que no prestan.

El gran debate Nacional sobre si se reactiva la economía y sobre sus riesgos, debería ser en primer lugar: ¿Quién va a manejar la plata de la salud de los trabajadores y personal administrativo? ¿Las EPS, para que se la roben y dejen morir a los afiliados? ¿O sí patronos y trabajadores se la entregan directamente a los hospitales y a las IPS?

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Visto 260 veces

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.