Jueves, 19 Marzo 2020 22:32 Escrito por MIGUEL RODRIGUEZ HORTUA
Valora este artículo
(0 votos)

Pánico mundial

 

El titular no tiene el mínimo ánimo de exacerbar el inconsciente individual y menos el ámbito colectivo. El covid 19 o coronavirus representa una gran amenaza para la humanidad, no solamente por la posible pérdida de vidas humanas, sino por el colapso de nuestra economía.

En el siglo pasado de principio a fin, su generación soportó enfermedades mortales como: la tuberculosis,  la fiebre amarilla, la viruela, el sarampión y las terribles enfermedades venéreas de trasmisión sexual. En las décadas de los años 70 y 80 dos virus asustaron al mundo; el ébola y el sida. El brote del ébola apareció por primera vez en República democrática del Congo antigua Zaire en 1977 y  fue declarado como emergencia de salud pública de interés internacional, por la Organización Mundial de la Salud.

El sida fue reconocido por primera vez por los centros de prevención de enfermedades de los Estados Unidos en 1981. En 2014 aproximadamente 36.9 millones de personas vivían con VIH que causó 1.2 millones de muertes en el mundo. El VIH sida es considerado como una pandemia, que significa: Enfermedad epidémica que se extiende a muchos países o que ataca a casi todos los individuos de una localidad o región.

El coronavirus continúa expandiéndose con nuevos casos de contagios y víctimas fatales alrededor del mundo. Los gobiernos toman medidas drásticas para frenar el avance del virus, que aunque no tiene una alta tasa de mortalidad, presenta dificultades para una temprana detección que ayude a frenar su propagación. El covid 19 o coronavirus es una pandemia que hoy asusta a la humanidad, que nos obliga a cada uno desde el más chico, hasta el más viejo a  asumir responsabilidades higiénicas, restricción de movilidad hasta  el cambio de saludo o expresión afectiva con familiares y amigos.

Un virus como el covid 19, que no solamente amenaza la vida humana sino que también hará colapsar la economía mundial; aun así, no nos debería llevar al pánico ni individual ni colectivo. Ello  sería como aceptar la derrota, sin al menos averiguar sus alcances, medidas preventivas y pronta erradicación.  

Esta angustia Nacional en el caso de Colombia con las EPS en manos de políticos, que desde su inicio trafican con la vida de los más pobres, al igual que los que se roban la plata del programa de alimentación escolar (pae), les servirá para “lavarse las manos” y no responder por sus miles de víctimas mortales, que jamás superará el coronavirus. Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Visto 160 veces

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.