Viernes, 13 Marzo 2020 15:52 Escrito por GABRIEL CALDERON MOLINA
Valora este artículo
(0 votos)

La Contraloría ¿órgano de control amordazado?

Hace varios meses alguien de la Contraloría General de la República en Neiva me dijo que él creía que en las siguientes semanas este organismo seguramente  daría a conocer el resultado de las investigaciones por el incumplimiento de los  contratos  de pavimentación del Circuito Turístico del sur, cuya financiación proviene de los  recursos de la Nación. Pero lo cierto hasta ahora, es que a pesar  de las evidentes irregularidades, sobre esos contratos sigue existiendo el silencio total no solo de este órgano de control si no de los gobiernos departamental y nacional, y también de la Fiscalía .

Hace algunos días un habitante de Isnos me llamó telefónicamente preocupado por el retraso inexplicable en la ejecución de dichas obras. Me dijo incluso que  algunos de los tramos que fueron pavimentados  hace tres años, ya  están en completo deterioro. Además, me contó alarmado que uno de los contratistas, en el pasado mes de noviembre, había ido, en el colmo del cinismo,  hasta la Personería de ese municipio  a solicitar que se le diera un paz y salvo por la ejecución de las obras a su cargo, pero que afortunadamente se le  negó  dicho documento,  con el cual  seguramente pretendía hacer  algo indebido.

Los contratos para la pavimentación del Circuito Turístico del sur fueron adjudicados por el gobierno departamental en los últimos meses del año 2015, siendo gobernador Carlos Mauricio Iriarte. Salvo uno de los contratistas, el ingeniero Luis Alberto González,  los demás incumplieron con las obras entre las cuales figura la construcción de un nuevo puente sobre el Magdalena en el trayecto Guacacallo – La Laguna y, también, la  prioritaria vía San Agustín- El Estrecho-Obando.

Salvo a los pocos que concebimos el turismo como una gran alternativa económica  para el Huila, parece que al resto de huilenses  no les importa que la pavimentación del Circuito Turístico sea un caso evidente de corrupción, ni que el dinero de nuestros  impuestos haya llegado a manos de contratistas  que  andan en la búsqueda de oportunidades para tumbar el erario  público. A estas alturas,  se ignora si al gobierno departamental que preside Luis Enrique Dussán le importe el turismo y que quienes se están apoderando de los recursos del Estado, sean judicializados por las obras no ejecutadas en San Agustín, Isnos y Pitalito. ¿O será que también el actual gobierno del Huila está amordazado, como parece estarlo la Contraloría General de la Republica y la Fiscalía?

Visto 677 veces

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.