Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

Antropología, nueva carrera de la USCO, abrirá sus puertas en segundo semestre de 2020

 

El nuevo  programa profesional tendrá dos fases: Los primeros cuatros semestres serán impartidos en la sede de Neiva; los otros seis, en la de Pitalito. Desde ya se estudia la creación del Laboratorio de Antropología.

A partir del segundo semestre de este año la Universidad Surcolombiana tendrá dentro de su portafolio de formación profesional la carrera de Antropología, luego de que el Ministerio de Educación Nacional modificara el Registro Calificado para impartirla en las sedes de Pitalito y Neiva.

La decisión se tomó luego de que esta cartera emitiera a finales del año la Resolución 017054, que amplía el lugar de desarrollo para que este programa sea impartido en la sede en Neiva. Con anterioridad, en septiembre de 2018, fue aprobada para la sede de la USCO en Pitalito mediante la Resolución 15846, que otorgó el Registro Calificado.

El rector (e) de la Universidad, Pablo Emilio Bahamón, explicó que luego de que el Ministerio autorizara este nuevo programa, lo que se propone es que se haga en dos fases: La primera, los cuatro semestres iniciales, se llevará a cabo en la sede de la USCO en Neiva; la segunda, los otros seis, será impartida en la sede de la capital laboyana.

Esto, según el Rector, no solo toma en cuenta los contextos y las realidades de las regiones donde están ubicadas las sedes, sino, que desde ya se piensa en la construcción del Laboratorio de Antropología y Arquitectura, para analizar, en primer lugar, los vestigios arqueológicos encontrados durante la construcción de la hidroeléctrica de El Quimbo.

“Vamos a iniciar una carrera con muchos avances científicos porque va a haber todos los elementos para que estudiantes y docentes analicen todos estos hallazgos. Es un programa muy pertinente que necesita el departamento y la región surcolombiana”, precisó Bahamón Cerquera.

Neiva y Pitalito, contextos diferentes

Carlos Arturo Monje Álvarez, antropólogo y jefe del nuevo programa, respecto de las características de los entornos de cada una de  las sedes donde se ejecutará, explicó que, por ejemplo, la de Neiva cuenta con infraestructura, conectividad, acceso a bases de datos, docentes de disciplinas afines y del área de antropología, y ambiente académico.

Adicionalmente, la Facultad de Salud con el Laboratorio de Morfofisiología y su componente de antropología física y biológica, y la Facultad de Ingeniería en el área de Geología, particularmente en lo relacionado con el ámbito de Arqueología darán un importante aporte.

“Más allá de las ventajas institucionales de esta sede estaría el entorno del norte del departamento, donde hay presencia de vestigios arqueológicos y paleontológicos -como el Desierto de la Tatacoa-, comunidades aborígenes y grupos étnicos; toda una riqueza que es necesario aprovechar, como Tierradentro, que también es Patrimonio Cultural; entonces, que inicie en Neiva obedece a razones de tipo académico formativo”, detalló el profesor Monje.

A su vez, precisó que Pitalito tiene ventajas y potencialidades desde el punto de vista arqueológico y social. Cerca está  San Agustín, Patrimonio Cultural de la Humanidad, donde hay presencia de vestigios arqueológicos importantes, “una labor por seguir desarrollando en esta materia”; y también está la conexión con grupos y poblaciones que culturalmente son diferenciadas, dijo.

“Se trata de aprovechar esos dos lugares de desarrollo. Esa ha sido la razón y la insistencia nuestra para que iniciemos en Neiva y luego en Pitalito” puntualizó el académico.

El nuevo programa estará orientado a formar en dos áreas de énfasis: Antropología sociocultural y arqueología.
Visto 388 veces

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.