Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

Red de Empresarias para América Latina y el Caribe, propone Vicepresidente en XIV  Conferencia Regional de la Mujer en Chile

Crear una Red de Empresarias para América Latina y el Caribe, propuso la Vicepresidente en el marco de la XIV Conferencia Regional de la Mujer Latinoamericana y del Caribe, donde asistió como invitada especial de la CEPAL, en la mesa redonda “Desafíos de las políticas integrales para la igualdad de género”

Instó a pasar de las preocupaciones a las realizaciones: “Tenemos que crear redes, que nos permitan poner más presión en nuestros países para lograr resultados concretos en esta materia. ¡Estoy segura de que la equidad de género nos va a permitir el verdadero progreso de América Latina y de la humanidad entera! Cuando a las mujeres se les reconozca por sus capacidades y cuando las mujeres -todas- aportemos a la economía, a la ciencia, al conocimiento mundial, vamos a poder tener una humanidad con más bienestar, más pacífica y, sobre todo, una humanidad más respetuosa de la dignidad de cada persona del mundo”.

La Vicepresidente exhortó a los gobiernos latinoamericanos y del Caribe, a ponerse manos a la obra, por la equidad y el empoderamiento de la Mujer: “Esta conferencia de la CEPAL, que tantas reflexiones ha hecho sobre el desarrollo económico y social -que van ambos de la mano- es el lugar más propicio para que la reflexión de todas nosotras, nos conduzca a una agenda más apretada, más ambiciosa, con metas concretas, y así lograr que América Latina –toda- tenga gabinetes paritarios; que América Latina -toda- tenga una institucionalidad de género, desde lo nacional hasta lo territorial”, dijo, en medio de una gran acogida por el foro.

Señaló que de los 7 mil millones de habitantes en el mundo, la mitad son mujeres; y de ellas, 332 millones están en América Latina y el Caribe. Por ello -puntualizó- la región tiene la obligación de trabajar por un 10% de las mujeres del planeta, de la mano de organismos internacionales, iberoamericanos y hemisféricos, con políticas concretas.

Se refirió, además, al alto impacto de la pobreza en las mujeres latinoamericanas, un motivo más, para avanzar en inclusión. “Esta desigualdad monetaria de las mujeres está sumada a la gran cantidad de tiempo que deben dedicar a la economía del cuidado: de sus padres, de sus hijos, de sus suegros. Porque realmente son las mujeres las que asumen este compromiso. Esto nos muestra que tenemos una falla sistémica. Hay que lograr una cultura que comprometa a los hombres en este cuidado”, enfatizó.

Visto 337 veces

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.